El Libro de la Salud empodera a las personas con discapacidad intelectual y facilita su comunicación con los sanitarios

El Colegio Oficial de Enfermería de Madrid, ha acogido la presentación del Libro de la Salud, una nueva herramienta para profesionales sanitarios y pacientes desarrollada por la entidad colegial, FUDEN (Fundación para el desarrollo de la Enfermería) y Afanias (Asociación Pro Personas con discapacidad intelectual). Se trata de una guía de pictogramas que facilita la comunicación entre los sanitarios y personas con discapacidad intelectual, quienes precisamente han sido los encargados de presentar en sociedad este nuevo material y de sensibilizar a los asistentes con sus testimonios, reflejado así las dificultades que se encuentran ante situaciones de la vida cotidiana como ir a un centro de salud.

La guía está dirigida fundamentalmente a personas con problemas de comunicación pero tiene una utilidad bidireccional porque con ella estos pacientes pueden transmitir al sanitario cuál es su dolencia y este les puede señalar qué pruebas o tratamiento se le tiene que llevar a cabo. Por tanto, con el Libro de la Salud se empodera a estos pacientes con discapacidad intelectual ya que hasta ahora, en no pocas ocasiones, los sanitarios podían tender a no tenerlos en cuenta a la hora de explicarles qué dolencia tenían o en qué consistía el tratamiento al que iban a someterlos.

La presentación inicial ha corrido a cargo de Juan Manuel Alberquilla, director general de Afanias, y Elena Viñas, responsable de Formación del CODEM.  Alberquilla ha manifiestado durante su intervención que “tenemos por primera vez en mucho tiempo la oportunidad de cambiar las cosas, de generar un cambio social que permita que las personas con discapacidad intelectual sean incluidas como ciudadanos de pleno derecho”. Así, ha recalcado que “el Libro de la Salud representa una vía pionera para mejorar la comunicación entre las personas con discapacidad intelectual y los profesionales sanitarios”. Por su parte, Elena Viñas ha defendido la guía y su utilidad para los sanitarios en general y las enfermeras madrileñas en particular, a la vez que ha transmitido la satisfacción de la institución por haber formado parte de este proyecto.

Amelia Amezcua, directora de FUDEN, ha sido la encargada de clausurar la jornada y exponer las principales conclusiones. “El Libro de la Salud es una herramienta muy útil para garantizar una atención a todas las personas con dificultades en la comunicación, en especial a aquellos con discapacidad intelectual”, ha explicado. Además, ha destacado también, “supone un gran paso para que estas personas puedan ejercer su derecho a la salud y al cuidado desde la participación en su propio proceso, puesto que se consigue hacer comprensible mucha información sobre patología, intervenciones y servicios que de otra forma es imposible”.

Fuente:

http://www.fuden.es/actualidad/noticias/3211-presentamos-el-libro-de-la-salud